13 de marzo: Ros-Avenida. No es una final pero casi

La ventaja de campo, decisiva en las últimas cuatro finales de Liga y bajo la modalidad de ‘play off’ Avenida sólo la desaprovechó una vez, en la semifinal de la 2004-2005 ante UB Barcelona
T. S. H.

El próximo domingo se dirimirá el primero de los que se esperan sean varios encuentros vitales entre Perfumerías Avenida y Ros Casares. Con la semifinal de la Final Four en mente y con la posibilidad de encontrarse en la lucha definitiva por el título, el partido de Liga puede parecer no tan definitivo pero su valor es incuestionable. No es una final pero casi porque el ganador tendrá todas las papeletas para acabar primero y, por lo tanto, ser cabeza de serie tanto en las semifinales como en la final por el título y eso es algo que en los últimos años ha sido garantía de triunfo.

En los tres últimos años, en los que el play off se ha reducido a semifinales y final, las nueve eliminatorias se han decidido a favor de los equipos que tenían la ventaja de campo a su favor. La campaña pasada tanto Ros como Avenida resolvieron con un 2-0 sus duelos de semifinales frente a Mann Filter y Rivas, respectivamente, y luego el equipo valenciano venció 2-0 al salmantino. Un año antes se repitió la historia con un 2-0 de Ros a San José en su semifinal y un 2-1 de Avenida frente a Rivas. En la final el equipo valenciano se impuso en dos partidos. La misma historia en la 2007-2008, con León e Ibiza como primeros adversarios para valencianas y salmantinas y de nuevo con Ros aprovechando la ventaja de campo para resolver 2-1.

Echando la vista atrás incluso cuando el play off comenzaba en la ronda de cuartos la mayoría de las veces las eliminatorias caían del lado del mejor clasificado. Desde que Perfumerías Avenida compite con este nombre sólo ha desaprovechado ser cabeza de serie en una ocasión, en la campaña 2004-2005 cuando cayó 0-2 frente al Barcelona, a la postre campeón. En estos ocho años en los que el club salmantino ha jugado la Liga bajo esta denominación se han disputado 44 encuentros de play off y sólo 7 no han sido favorables al equipo con la posibilidad de jugar más encuentros en casa.

Por eso, y porque Avenida se ha mostrado más fuerte que nunca esta temporada cuando ha jugado en su feudo, ganar en Valencia y después no fallar en lo que resta de Liga –hay que recordar que le espera un último duelo con Rivas–, sería un paso enorme para sus aspiarciones.