Fernando rodriguez original original

Garrido is not Spain

Fernando Rodríguez
Blog de Fernando Rodríguez

Veo y pienso

Veo fallar cuatro penaltis seguidos y pienso en si yo sería capaz de haber metido alguno de ellos.Veo que un hombre tenía guardados debajo del suelo de su casa 25 millones de euros y pienso si yo los también los habría pedido de 50 o si, para ahorrar espacio, los habría solicitado de 500.

Veo a algunos familiares de Aída Nízar y pienso por qué los estoy viendo.

Veo, sigo viendo, vamos, a los mismos familiares de antes de Aída Nízar y pienso que por algo les seguiré viendo. Llego a la conclusión de que si me hubiera tocado estudiar en este tiempo moderno de ahora, nunca habría pasado de Primaria.

Veo que mi periódico de cabecera pide elecciones anticipadas y pienso en por qué se levanta tanta polvareda por ello, si al fin y al cabo es la opinión de un tipo que tiene al menos dos cosas: derecho para hacerlo y múltiples razones, de todo tipo, para llevarlo a cabo.

Veo que se acerca el día en el que tenga que pagar por ir a Urgencias y pienso en los que las llenan sin motivo, en la automedicación compulsiva y en el calor que suele hacer allí dentro. También, se me olvidaba, me acuerdo de toda la familia del que vaya a decidir semejante tropelía.

Veo que el presidente de la CEOE dice que hay que combatir a los funcionarios prepotentes e incumplidores, le muestro, en la distancia, todo mi apoyo por semejante iniciativa y pienso en qué es lo que hay que hacer exactamente con los empresarios prepotentes e incumplidores.

Veo al presidente Camps salir, tan solo, de su casa de Valencia, que consigue que me dé hasta un poquito de pena, pero se me quita al pensar si la americana que lleva€Ś ya saben.

Veo la prima de riesgo por las nubes y sólo puedo pensar en la prima de mi amigo Quique y en el riesgo que tenía.

Veo que en Orduña, la única población con el título de ciudad en la provincia de Vizcaya, pese a estar enclavada en pleno territorio alavés, han declarado el 18 de julio €œDía oficial de condena al régimen franquista€. Respiro y pienso, como mi sabia cuñada, que cuando el diablo se aburre, mata moscas con el rabo.

Veo, por cierto, lo que me cuentan que sucedió en este país hace 75 años y pienso en qué feliz soy por haber nacido mucho más tarde. Lo que otros me cuentan que pasó es que ni lo veo.

Veo, me veo mejor dicho, viendo un gol de Venezuela a las dos y cuarto de la mañana de un lunes cualquiera y pienso en cuánto coños queda exactamente, con horas, minutos y segundos si fuera posible, para que empiece la Liga.

Veo los trapicheos del tal Murdoch y pienso, además de que los ingleses, tan horteras y guarretes, me siguen cayendo bien, en por qué no habré dedicado yo a la cría extensiva del aguacate meridional.

Veo que se siguen llevando papeles del Archivo de la antigua calle del Expolio y pienso en qué lugar ocupa ese asunto en mis índices de preocupación. Voy por el 126, y sigo sin encontrarlo.

Veo a Chávez llegando, de nuevo, a La Habana para que le curen del cáncer y pienso en una cosa por la que me podrían meter en chirona y en lo que estarán pensando muchos de las personas a las que vi en aquella isla llamada cárcel.

Veo que los dos grupos políticos de mi ciudad están de acuerdo en algo y pienso en que a ver si es que al final tampoco era tan difícil.

Veo, en fin, y pienso, por principio.

CONTRA LA PARED

Pintada
Junto a la vía del tren. Sólo sé que el 13 de marzo de 2010 era sábado y que La Oreja de Van Gogh actuó en el CAEM. Imagino la tímida invitación al concierto, la típica sonrisa robada, el tarareo conjunto, el camino de vuelta y la declaración de amor. No lo borren que no hace mal a nadie.

MÚSICA PARA LLEVARSE A UNA ISLA DESIERTA €Ś O A CASTELLÓN

Vetusta Morla
Pese a lo que pueda parecer, no todos los discos son redondos. El primero que sacó al mercado Vetusta Morla, €œUn día en el mundo€, lo era. En la forma y, sobre todo, en el fondo. Años hacía que no escuchaba tanto una producción musical como esa y que no berreaba letras que no entendía, también. Acaban de publicar €œMapas€. Es bueno, muy bueno, incluso, pero sería mejor si no hubiera habido hermano mayor.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: