compartir

Maternidad y aborto

Hoy voy a entrar dentro del ámbito que trata semana tras semana nuestra compañera bloguera Loreto Cibanal, a la que mando un afectuoso saludo, en su €œMaternando€, sección que recomiendo a todos los lectores de Tribuna. El asunto ha salido a la palestra por unas declaraciones del ministro de Justicia en la sesión de control de Congreso, en las que ha anunciado su intención de promover la legislación zapaterina, aídica y leirepajiniana de la pasada legislatura.
09.03.2012
Luis Alberto Merchán

Vaya por delante, antes de nada, que considero que este tema, el del aborto, es un asunto esencialmente complejo, en el que las aristas de las circunstancias y de las vivencias de cada uno marcan la perspectiva que se tiene. En mi caso, tengo claro que estoy a favor de la vida. Y, como mis lectores ya supondrán, no me da ningún apuro reconocerlo y defenderlo. Para mí el aborto es un fracaso.

Evidentemente no es lo mismo el caso de la madre cuya vida está gravemente amenazada por el nacimiento del niño o el caso del feto que presente tan graves deformidades que las hagan incompatibles con la vida, que el de la mujer que aborta porque considera que eso no es más que un método anticonceptivo a su alcance. La decisión de los primeros casos puedes compartirla o no, pero no creo haya que juzgarla. La del segundo supuesto me parece sencillamente INHUMANA.

No obstante, entiendo que las circunstancias de las mujeres que se ven en la situación de abortar han de ser examinadas con rigor antes de opinar a la ligera. Por ello, me sabe especialmente mal que se opine del asunto dentro de los parámetros de la guerra partidista, de los €œhunos contra los otros€ (quizás escribir los €œhotros€, sería más explicativo) en la que la calidad de los argumentos desciende a niveles, no sólo barriobajeros, sino probablemente subterráneos.

Y es que entiendo que este tema, o se trata con rigor o es mejor no tocarlo. Nunca he llegado a entender el porqué de la creencia de que, si estás en contra del aborto, eres de derechas y, si eres de izquierdas, te parece lo mejor para las mujeres, algo que defiende mejor sus derechos y su dignidad que la emancipación. Vamos, que matar seres humanos indefensos es €œprogresista€. Pues !vaya mierda de progresismo! Es de aurora boreal.

Las juventudes socialistas de Salamanca
nos ilustran con lo siguiente €œEl PP está logrando que la mujer cumpla con el caduco estereotipo de ser madre y esposa pues desde el Gobierno no paran de poner trabas al desarrollo personal, laboral y familiar de las mujeres de nuestro país€ A ver, que cada uno opina lo que quiere o puede, pero decir cosas así, que no vienen a cuento, es precisamente a lo que me refería antes con lo de elevar el nivel del debate. Por cierto, si la naturaleza no ha cambiado las cosas en los últimos tiempos, las únicas que pueden ser madres son las mujeres, Âżno?. Eso ni la ingeniería social preconizada por su partido lo puede cambiar. Pues eso.

Pensé haber puesto en el post fotografías de lo que de verdad es un aborto, con los pequeños miembros y las cabezas de los fetos destrozados, pero decidí no hacerlo. Son fácilmente accesibles para aquellos que quieran verlas. Si, después de ver eso a uno no se le rompe el alma, es que no tenemos nada más de lo que hablar. Aunque estoy seguro de que volveremos a retomar este tema en el futuro. Seguro.

ÂżNo estás de acuerdo conmigo? Me parece estupendo, si quieres debatir sobre este u otros asuntos podremos hacerlo en la línea de comentarios de ahí abajo.

Si prefieres hacerlo en privado

blogdemerchan@gmail.com

Comentarios

Comentar post

Si lo deseas puedes dejar un comentario